CliSMO, Servicios Climáticos para Operaciones Marinas en Parque Eólicos Offshore

Proyecto llevado a cabo a través de la convocatoria generada por SODERCAN (Sociedad para el Desarrollo Regional de Cantabria) en el programa CONVOCATORIA I+C=+C 2016, dentro de la línea “Apoyo a Proyectos de I+D en Cooperación en Energías Renovables Marinas“.

 

EMPRESAS QUE CONFORMAN EL CONSORCIO:

 

BREVE INFORMACIÓN DEL PROYECTO:

Las energías renovables marinas, y especialmente la eólica offshore, han experimentado un gran crecimiento en los últimos años convirtiéndose en una alternativa limpia a las energías basadas en combustibles fósiles. En el año 2015, la eólica marina alcanzó los 13.251 millones de euros de
inversión, por primera vez, superó a las inversiones en eólica onshore y a cualquier otra fuente de energía renovable.

En el caso de la energía eólica offshore, su dependencia del clima no se limita solo a las condiciones atmosféricas como es el caso de la eólica terrestre. Su localización en alta mar la expone a dinámicas como el oleaje y las corrientes. El proyecto CLiSMO se orienta a la mejora del conocimiento sobre las condiciones climáticas asociadas a la gestión de los parques marinos y a la generación de nuevos servicios climáticos.

El principal objetivo del proyecto CliSMO (Climate Services for Marine Operations) es el desarrollo de nuevos servicios que aglutinen los últimos avances en el modelado y predicción del clima, con el conocimiento y modelado de la infraestructura y logística portuaria, así como el ciclo de vida de un parque eólico offshore, que permitan la optimización y reducción de riesgos en la planificación y ejecución de las operaciones marinas vinculadas a las fases de construcción, operación y mantenimiento (O&M) de un parque eólico offshore.

CliSMO está orientado a proporcionar una respuesta integrada a las necesidades operacionales de un parque eólico marino. Como resultado se desarrollará un conjunto de bases de datos y herramientas y sistemas de apoyo a la toma de decisiones que ayuden a solucionar problemas derivados de la variabilidad meteorológica local.

El proyecto está conformado por el Consorcio liderado por la Fundación Instituto de Hidráulica Ambiental de Cantabria (FIHAC), MCVALNERA y APIA XXI, potente agrupación que aúna las capacidades técnicas y recursos propios necesarios para la consecución exitosa del objetivo general del trabajo.